Skip to content

Edad adecuada para una cirugía plástica

edad cirugia plastica

La edad que usted  tiene condiciona el tipo de cirugía plástica que se pueda realizar. Digamos que cada grupo de edad tiene su “cirugía plástica.

¿Qué cirugía plástica es mejor para cada edad?

Existen muchos tipos de cirugías, así que se resaltarán las más frecuentes y las edades ‘idóneas’.

1) Rinoplastia: se puede hacer a cualquier edad.

2) Otoplastia: Se hace a cualquier edad. Se suele practicar sobre todo en la infancia y adolescencia. Debido al impacto que produce en el día a día del paciente en sus relaciones sociales.

3) Lifting facial: Se recomienda sobre todo a partir de los 45 años. El lifting de tercio medio se suele llevar a cabo entre los 40-50.

4) Blefaroplastia: a los 30 ya quitamos excesos de piel de los párpados superiores y las bolsas. Es la intervención más precoz en cuanto a rejuvenecimiento facial (y no hay que repetirla nunca más).

5) Liposucción: a cualquier edad. Aunque la mayor parte es por debajo de los 50 años.

6) Lipectomias: a partir de los 50 años y también en personas jóvenes que han perdido mucho peso y en los que la piel les cuelga.

7) Abdominoplastias: la mayor parte corresponde a mujeres que ya han tenido hijos y alrededor de los 50 años. También en hombres a partir de los 40.

8) Aumento de mamas: Hay 2 grupos claramente definidos, las mujeres jóvenes entre 20 y 30 años antes de tener hijos; y las que ya han tenido hijos y quieren rellenar la mama que se ha quedado vacía y atrofiada tras los embarazos. En el grupo de mujeres jóvenes incluimos las que tienen mamas tuberosas y síndrome de Poland.

9) Mastopexia (elevación de pechos): mayoritariamente mujeres después de haber tenido hijos o que por el propio proceso evolutivo de la mama, ésta ha caído y quieren solucionarlo.

10) Reducción de mamas: excelentes resultados a cualquier edad.

11) Aumento de pectorales y contorno corporal: a cualquier edad, pero sobre todo en hombres entre los 30 y 45 años.

12) Labioplastia: mujeres entre 25 y 45 años y especialmente tras los embarazos y partos.

En cualquier caso no se recomiendan las operaciones de cirugía estética en adolescentes. Aunque existen excepciones, como por ejemplo en malformaciones congénitas y en general todas aquellas patologías que pueden dar lugar a una afectación personal y social importante.